La inversión vuelve a Latinoamérica tras la retirada de capitales de 2015

Jair Bolsonaro, presidente de Brasil

La inversión vuelve a Latinoamérica tras la retirada de capitales que la región experimentó en 2015, llegando a alcanzar un volumen de 60.000 millones de dólares, según CESLA, que cita al director ejecutivo de Inversiones de Credicorp Capital, Galantino Gallo. “La región de América Latina es la única en el mundo que presenta una aceleración del crecimiento económico para este año y el 2020”, añade este directivo.

La salida de capitales alcanzó un volumen de 60.000 millones de dólares en 2015

Gallo considera que la inversión en acciones de compañías latinoamericanas resulta atractiva en estos momentos “por los buenos fundamentos que tiene la región latinoamericana, que es la que más crece comparada con las emergentes, Europa o mercados desarrollados”.

La salida de capitales experimentada en 2015 se produjo principalmente por la crisis política de Brasil, y las expectativas de elevación de los tipos de interés del dólar por parte de la FED. Sin embargo, “esas inversiones han ido retornando, con un fuerte flujo positivo en el 2017 tanto en banca privada como en clientes institucionales en una apuesta por los mercados emergentes latinoamericanos”, aunque matiza que la entrada de capitales se moderó en 2018, si bien con un saldo favorable.

Las reformas de Bolsonaro

Según este análisis, las perspectivas para 2019 y 2020 son positivas, especialmente por considerar que las reformas que Bolsonaro pueda introducir en Brasil tendrán un un efecto balsámico que aumentará la confianza en la región e impulsarán nuevas inversiones.

De acuerdo con estas estimaciones se acelerará el crecimiento del PIB conjunto para la región Latinoamericana, alcanzado en Brasil un 2,4% en 2019 frente al 1,3% de 2018; con Perú por encima del 3,5%; Chile con un 3,4%; Colombia con un 3,3%, e incluso con  un aumento del PIB en Argentina.

México puede experimentar shocks transitorios tras la llegada de AMLO pero la actividad se normalizará

En el caso de México las expectativas siguen siendo positivas, según Moody´s, aunque la llegada de Andrés Manuel López Obrador (AMLO) hace prever algunos “shocks transitorios” pero la actividad económica se normalizará a lo largo del año”, hasta alcanzar un crecimiento de su economía del 2,2% en 2019.