La financiación de los partidos en las elecciones

Congreso de los Diputados

El run run que no cesa es el del adelanto electoral al que, contra su declarada voluntad, puede verse abocado el presidente del Gobierno Pedro Sánchez. Por de pronto, la presidenta de Andalucía, Susana Díaz ha adelantado ya las elecciones en aquella comunidad autónoma al 2 de diciembre y el primer semestre del próximo año registrará un aluvión de procesos electorales: autonómicas, municipales y europeas.

Ante esta avalancha electoral que se nos viene encima Guía de la Financiación Empresarial ha querido examinar las principales cuestiones que afectan a la financiación de las elecciones, o mejor aún, la financiación de los partidos políticos en un proceso electoral.

Se nos viene encima una avalancha electoral y el run run que no cesa es el del adelanto de las generales

La noma básica para conocer las reglas y requerimientos de la financiación electoral es la Ley Orgánica 8/2007, de 4 de julio, sobre Financiación de los Partidos Políticos, cuya última modificación se produjo en marzo de 2015; y éstas son sus principales disposiciones.

Subvenciones: 30% con anterioridad

Aunque las subvenciones finales se establecen en función de los resultados obtenido en el proceso, con anterioridad a su celebración los partidos pueden recibir las subvenciones que otorga el Estado con el límite del 30% de la cantidad recibida en las anteriores elecciones en las que participaron.

La coalición de Manuel Valls en Cataluña no podrá recibir ninguna cantidad con anterioridad al proceso electoral

Quiere eso decir que los nuevos partidos o coaliciones, aquellos que no participaron en elecciones anteriores, como es el caso de la coalición que está formándose en Cataluña para las próxima elecciones municipales, liderada por Manuel Valls, no podrán recibir ninguna cantidad con anterioridad a la celebración del proceso electoral.

Donaciones: las empresas no pueden realizarlas

Solamente podrán efectuar donaciones o aportaciones privadas las personas físicas y no así las personas jurídicas. Por tanto, las empresas y entidades sin personalidad jurídica no pueden ya efectuar donaciones a los partidos políticos.

Las personas físicas podrán hacerlo hasta un límite de 50.000 euros, en una cuenta creada expresamente para ello, distinta de las cuentas en las que se ingresan las cuotas y aportaciones de los afiliados, y siempre que no se beneficien en el ejercicio de una actividad económica o profesional de un contrato vigente de los previstos en la legislación de contratos del sector público.

Tampoco podrán ser aceptadas las donaciones anónimas, finalistas o revocables. Las donaciones superiores a 25.000 euros deberán ser comunicadas al Tribunal de Cuentas por el partido político.

No podrán recibir donaciones de Gobiernos y organismos extranjeros

Aunque la ley prevé que los partidos puedan recibir donaciones no finalistas de
personas físicas extranjeras, con el límite antedicho y cumpliendo los límites, requisitos y condiciones establecidas en la normativa sobre control de cambios y movimiento de capitales, no podrán aceptar ninguna forma de financiación por parte de Gobiernos y organismos, entidades o empresas públicas extranjeras o de empresas relacionadas directa o indirectamente con los mismos.

Créditos a tipos de mercado y sin condonaciones

Los créditos que los partidos obtengan de las entidades de crédito no podrán ser objeto de un tipo de interés inferior al de mercado, ni beneficiarse de condonaciones totales o parciales de deuda. Estas operaciones deben ser comunicadas por el partido al Tribunal de Cuentas y por la entidad de crédito al Banco de España.

Control y fiscalización: sistema de control interno

La ley obliga a los partidos políticos a disponer de un sistema de control interno para la contabilización de todos los actos y documentos de los que se deriven derechos y obligaciones de contenido económico, que elabore un informe de auditoria que será remitido al Tribunal de Cuentas.

El Parlamento puede llamar al responsable de cualquier partido político ante infracciones o prácticas irregulares

Por su parte la Comisión Mixta parlamentaria para las Relaciones con el Tribunal de Cuentas podrá llamar a comparecer el responsable de la gestión económico-financiera de cualquier partido político que perciba subvenciones para que informe sobre las infracciones o prácticas irregulares que en su caso, se hayan observado por el órgano fiscalizador.

Las subvenciones para los partidos políticos se actualizan automáticamente cada año de acuerdo con el incremento del índice de precios al consumo (IPC), y los Presupuestos Generales del Estado de cada ejercicio establecen su importe global.